miércoles, 26 de septiembre de 2012

EL AUTOGOL MAJUNCHE



El candidato burgués no pudo resistir los “cantos de ballena” de su cuarto de hora de fama, los mismos cánticos de su predecesor Manuel Rosales, regodeado entre la parafernalia política de la oposición, cuyos empresarios privados, Ongs y maletinazos personales de dólares provenientes de Usa, mantienen una millonaria campaña, jugándose el todo o nada, como hace 10 años.

En una clara amnesia colectiva de sus mismos ataques a la Constitución Bolivariana de Venezuela, se disfraza de socialista y recula asombrosamente de su actuación fascista de ayer y en un caradurísmo de antología, defiende las misiones y otros logros de la revolución, llegando al punto de imitar frases, consignas y promesas chavistas.

Olvida el candidato burgués la historia reciente, enriquecida con videos, libros y vivencias populares de su asalto a la Embajada de Cuba, la persecución a lideres políticos, su participación activa en la disolución de todos los poderes y el remate a puerta grabado, de su respaldo incondicional al dictador Carmona “El breve”. Olvida el candidato burgués, sus apariciones publicas en cada subversión del orden constitucional al lado de su flamante gabinete, desde tirar piedras, asalto de Embajadas, destrozo de bienes públicos, guarimbas, cierre de canales, destrucción de leyes en la Asamblea, ataques a símbolos patrios, y lo que es peor de todo, el majunche olvidó el “Caracazo”.

Es tanto el desespero por la inminente derrota este 7 de Octubre, que el candidato burgués se ha metido un autogol al creerse ganador, y de ipsofacto, al mejor estilo del extinto Cap y Carmona juntos, anuncia un paquetazo neoliberal, nombra un gabinete y despliega un programa de “Defensa del Voto” financiado por oscuros intereses nacionales e internacionales, que buscan crear un caldo de cultivo estilo Libia, Grecia, España o Siria, en un escenario virtual, desfasado totalmente de la realidad venezolana, donde el pueblo mayoritariamente ama esta revolución y al candidato de la patria.

A pocos días de las elecciones presidenciales, lo que ve el mundo en Venezuela es la entrega de armas de “construcción” masiva más grande del mundo: Entrega masiva de viviendas amobladas, entrega masiva de vehículos, entrega masiva de créditos, entrega masiva de computadoras, de teléfonos, de libros y entrega masiva de un amor incondicional por los más desposeídos. Y a pocas horas otro satélite, el Miranda.

Chávez, Corazón de mi patria!

eliasmar@cantv.net

eliasmartinez02@gmail.com

http://laslineasdeelias.blogspot.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada